Siguen la pista al dinero sucio en el fútbol (nota de Enrique Hernández en OEM-Informex)

Foto: Liga MX.

La liga de futbol firmó un convenio en el que se compromete a entregar a la autoridad información de las operaciones financieras de los clubes

Enrique Hernández/OEM-Informex

CDMX. Enrique Bonilla Barrutia, presidente Ejecutivo de la Liga MX y Ascenso MX, pactó entregar documentos e información a la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF), cuando existan indicios de que alguno de sus afiliados o dueños de los equipos de futbol están lavando dinero o financiando al terrorismo.

“Si con motivo del ejercicio de sus facultades legales, ‘La Liga MX y Ascenso MX’ advierte la realización de actos de personas físicas o morales que pudieran favorecer y prestar ayuda, auxilio o cooperación de cualquier especie para la comisión de los delitos como operaciones con recursos de procedencia ilícita y financiamiento al terrorismo, lo hará del conocimiento de la UIF”, revela el Convenio de Colaboración al que tuvo acceso OEM-Informex.

El 21 de noviembre de 2019, Santiago Nieto Castillo, titular de la Unidad de Inteligencia Financiera, y Enrique Bonilla Barrutia, presidente Ejecutivo de la Liga MX, suscribieron el acuerdo para prevenir y detectar el lavado de dinero y financiamiento al terrorismo a través de los equipos de futbol, futbolistas y accionistas.

Santiago Nieto busca que con el convenio las operaciones realizadas en el fútbol mexicano estén libres de corrupción y del alcance de criminales.

Con el intercambio de información entre la Liga MX y la UIF se tendrá un mayor control financiero en los clubes de futbol, y habrá más transparencia en las actividades financieras de jugadoras, jugadores, cuerpo técnico y directivos, dice el documento del convenio.

El pacto entre la Liga MX y la UIF asegura el sano desarrollo del futbol, el deporte con más seguidores en México, además de que dota de seguridad jurídica a la liga, a los equipos, al cuerpo técnico, a las y los jugadores, a las y los representantes y a la afición.

La afición al futbol mexicano debe disfrutar de su derecho al esparcimiento en un ambiente libre de corrupción, señala el documento de ocho páginas.

El convenio de colaboración entre la UIF y la Liga MX se firmó en medio de cambios legales impulsados por el gobierno de Andrés Manuel López Obrador para frenar delitos financieros, y también mientras se producía el reacomodo de la liga mexicana de futbol, con la desaparición de equipos y el cambio de propietario de otros.

A finales de junio de 2019, el empresario Mario Alberto Mendívil Blanco vendió los derechos federativos de Lobos BUAP, por lo que se convirtió en FC Juárez, un equipo de futbol de la millonaria Alejandra de la Vega Arizpe.

El 3 de diciembre de 2019, el Club Gallos Blancos de Querétaro informó a la Asamblea de la Liga MX su decisión de realizar la sustitución de su Certificado de Afiliación hacia el grupo que ostenta la titularidad de los Clubes Tijuana y Dorados de Sinaloa.

Durante el Torneo Clausura 2020, la venta de los Gallos Blancos quedará cerrada, siempre que cumplan con los requisitos reglamentarios pedidos por la Federación Mexicana de Futbol (Femexfut).

Por esos mismos días, el club Veracruz dejó de formar parte de la de la Liga MX, después de que la asamblea de la Federación Mexicana de Futbol decidió que el equipo fuera desafiliado y no participara en el Clausura 2020.

El 2 de junio de 2020, el Club Atlético Morelia dio a conocer el inicio de los trámites ante la Federación Mexicana de Futbol y la Liga MX para cambiar de sede a la ciudad de Mazatlán, Sinaloa.

La Liga MX y la Ascenso MX proporcionarán a la Unidad de Inteligencia Financiera la información contenida en bases de datos y registros, que le resulten útil para su desempeño, dice el convenio de colaboración.

Bonilla entregará documentación concerniente a las operaciones financieras de adquisición de certificados de afiliación a la liga, de los jugadores y jugadoras, así como las referentes a la operación administrativa de los clubes de futbol.

La UIF también tendrá acceso a los registro o información que obren, en relación con el cumplimiento de las obligaciones y acciones de los clubes de futbol, así como a cualquier documento o dato útil de inversión en el deporte y respecto de los afiliados, director y derivados de la Liga MX y Ascenso MX.

La Liga MX, la Ascenso MX y la UIF diseñarán e implementarán políticas y propuestas de mejores prácticas en materia de prevención del lavado de dinero relacionado con el futbol.

“La Liga MX pondrá a disposición la información existente a fin de que dentro del ámbito de su competencia y de conformidad con sus atribuciones legales y reglamentarias, lleve a cabo las acciones conducentes”, agrega. Entre la información que la Liga MX proporcionará a la UIF están las operaciones financieras de adquisición de certificados de afiliación a la liga y de jugadores y jugadoras, así como las referentes a la operación administrativas de los clubes.

La liga también deberá entregar a la Unidad de Inteligencia Financiera los registros e información relacionados con el cumplimiento de las obligaciones accionarias de los clubes y de las inversiones.

Este contenido es publicado por julioastillero.com con autorización expresa de OEM-Informex. Prohibida su reproducción.

Deja un comentario