Niña quemada en albergue de Tonalá había sido torturada (nota de Román Ortega en OEM-Informex)

Foto: Cortesía / anónimo

Mónica señaló que los encargados del lugar le daban comida echada a perder a su hija

Román Ortega | El Occidental

El pasado viernes Mónica Acevedo descubrió que su hija de 11 años, a la que había internado en el albergue ‘Casa de Vida Camino a la Fortaleza’, de la colonia Santa Paula, en Tonalá, era víctima de tortura por parte del personal del lugar.

Ese día, le llamaron del sitio para informarle que su niña había sufrido un accidente. Al llegar, se encontró con que su hija tenía quemaduras en el 30% de su cuerpo, debido a que le habían rociado con alcohol y le aplicaron un láser.

“A ella le dio una crisis de ansiedad y se empezó a rascar y le dijeron ‘si no dejas de rascarte te vamos a echar alcohol’ ella siguió con su crisis, obviamente se siguió rascando. Pues la agarraron entre 5, uno le echa alcohol, otro le da la descarga eléctrica y obviamente se prende”.

Mónica internó a su niña el 30 de junio debido a que no sabía cómo controlar las crisis de epilepsia y depresión que presenta la menor.

No es la primera vez que torturaban a la menor
Su propia hija le dijo que no era la primera vez que la torturaban, pues en una ocasión anterior la metieron a un contenedor con agua.

“La metieron en un tinaco con agua que le llegaba hasta el cuello y si quería salirse del tinaco, la esposa del dueño le picaba con agujas en la cabeza, en los brazos. La quisieron ahogar en el tinaco. Me dice que duró como dos o tres días, que no la dejaban hacer del baño, ni pipi, ni popo”, relató la mamá.

Mónica señaló que los encargados del lugar le daban comida echada a perder.

La tortura que sufrió la menor en este lugar la llevaron a amenazar con quitarse la vida.

ESTE CONTENIDO ES PUBLICADO POR julioastillero.com CON AUTORIZACIÓN EXPRESA DE OEM-Informex.  Prohibida su reproducción.

Comenta

Deja un comentario