Migrantes se marchan de campamento

Foto: Olga Casas/Oem-Informex.

Paola Gamboa/OEM-Informex

CIUDAD JUÁREZ, Chi. El pasado sábado, decenas de familias de migrantes tuvieron que huir del parque El Chamizal tras amenazas.

“Nos fuimos de la violencia en Zacatecas y aquí también tenemos que huir porque nos dijeron que nos quieren quemar”, dijo ‘Ana’ una mujer migrante quien desde hace dos meses vivía en esta zona.

“Vinieron y nos dijeron o se van o vamos a quemar los campamentos con ustedes dentro”, expresó la mujer.

En un recorrido por El Heraldo de Juárez se observó cómo las decenas de personas originarias de otros estados del país comenzaron a retirar sus campamentos para trasladarse a otros puntos.

Algunos se fueron al Puente Libre mientras que otros a casas que rentaron en grupo, albergues o lugares de origen.

“Había rumores de que gente mala iba a venir a quemar las casitas y por eso muchos se movieron”, dijo.

En el recorrido realizado en El Chamizal se observó que muchos de los migrantes que habitaban en ese lugar se trasladaron hasta el retorno que ellos llaman “Los triángulos”, el cual está a un costado de la fila del Puente Internacional Córdova Américas o Libre.

SAQUEAN CAMPAMENTO

“Todos nos vamos a ir para allá porque tenemos miedo que nos hagan algo aquí. En la madrugada de hoy (viernes), gente de fuera comenzó a saquear las casitas del campamento, no era gente de aquí, de nosotros migrantes, sino de fuera que viene a ver qué nosotros nos fuéramos”, añadió otro de los migrantes afectados.

Las familias dejaron únicamente los palos y lonas con las que formaron el campamento, así como algunas pertenencias, entre ellas chamarras y cobijas.

“Unos están viniendo poco a poco por sus cosas y hay quienes ya mejor se regresaron por el miedo”, agregaron.

Por la mañana del viernes, personal de Servicios Públicos Municipales acudieron hasta El Chamizal para realizar la limpieza del lugar.

Pese a la presencia de personal de Limpia y Servicios Públicos y de algunos migrantes, se observó a personas que no eran desplazadas y que estaban llevándose las pocas cosas que los migrantes dejaron en los campamentos.

En otros cruces fronterizos como el Santa Fe y Zaragoza, los migrantes continuaban viviendo ahí de manera voluntaria ya que aseguran no han sido amenazados con retirarse y están ahí por su propio pie. De acuerdo con autoridades de los tres niveles de gobierno se estima que sean aproximadamente 500 personas las que esperan en los cruces fronterizos para cruzar a Estados Unidos y solicitar asilo político.

Este contenido es publicado por julioastillero.com con autorización expresa de OEM-Informex. Prohibida su reproducción.

Deja un comentario