Lo del periodo neoliberal “eran atracos”, sostiene AMLO (nota de Metapolítica)

Foto: Gobierno de México.

Metapolítica

Morelia, Michoacán.- El presidente Andrés Manuel López Obrador detalló que durante el periodo de gobierno de Felipe Calderón y Enrique Peña Nieto se entregaron contratos a modo para que empresas extranjeras y nacionales se beneficiaran, como lo fue en el caso del petróleo, reclusorios, electricidad y carreteras.

López Obrador dijo que lo ocurrido durante este periodo “eran atracos”.

“En el caso de Odebrecht, cuando se hace esa planta de Etileno XXI, les empiezan a devolver el IVA cuando empiezan a construirla, de modo que con la devolución del IVA construyen la planta, con eso y con créditos de Nacional Financiera, de la banca de desarrollo. Puro influyentismo, y todavía obligan a Pemex a que les venda gas subsidiado… Pemex dejó de abastecer de gas a sus plantas para entregarle gas a Odebrecht, y si no le entregaba, en el contrato Pemex tenía que pagar una multa, ¿pues cuándo se firmó esto? Con el gobierno de Calderón y luego continuó con el gobierno de Peña Nieto”, dijo el mandatario.

📱 Suscríbete a #AstilleroInforma en Telegram y recibe las noticias

Anuncio

En su conferencia matutina, dijo también que los reclusorios comenzaron a privatizarse durante el periodo de Calderón.

Luego, volvió al tema del petróleo: “¿No se acuerdan que entregaron 110 contratos a particulares para extraer petróleo con la llamada reforma energética, con el compromiso de que iba a llegar inversión extranjera y que además iba a aumentar la producción?.

“Llevamos cinco o seis años de aprobación de esa reforma y no han invertido nada. ¿Saben qué hicieron? Recibieron también por influyentismo los bloques en tierra, en aguas someras, fundamentalmente, recibieron las concesiones y ya las vendieron y no han perforado un pozo. Hablaban de que íbamos a estar a estas alturas extrayendo 3 millones de barriles diarios, no han extraído ni 20 mil barriles diarios, una o dos empresas de los 110 contratos; todo lo demás fue especulación, porque recibieron contratos, vendieron, hicieron grandes negocios, todo esto al amparo del poder público”, reiteró.

“Es lo de la industria eléctrica, no quieren dejar de robar”, dijo el mandatario, y agregó: “¿Qué es lo que hizo Iberdrola y Claudio X. González y el señor Fernández de los Oxxos y los de Bimbo? ¿Fue negocio legal o fue tráfico de influencia? ¡Claro que fue tráfico de influencia! ¡Y les debería dar vergüenza! Y deberían estar arrepentidos y ayudando a que saquemos adelante la industria eléctrica nacional, porque con sus decisiones, pensando de manera individulista, egoísta, sólo con el afán de lucro estuvieron a punto de quebrar la CFE y generar una crisis gravísima, de incrementos de tarifas de luz para la gente”.

Y comparó ese escenario con lo que está pasando en España y en otros países, “y todavía quieren mantener el caos, el desorden, que ellos, por la ambición al dinero, provocaron, con la anuencia, protección, de autoridades irresponsables y corruptas”.

“Entonces lo de Odebrecht… tienen que entender que son otros tiempos. Hay dos posibilidades: una, un juicio en contra de las empresas, y es demostrable de que actuaron con ventaja, que sobornaron a autoridades y que ni siquiera son contratos legales, pero eso implica –porque también no es nada más México, es un sistema de corrupción de dimensiones mundiales– ir a tribunales internacionales que están totalmente controlados por despachos de abogados famosos (…) en los que se favorece el interés privado y no el interés público”, dijo.

Y agregó: “El otro camino es revisar los contratos, que es lo que estamos haciendo en el caso de los gasoductos. No es solución de fondo, pero es enderezar entuertos. Lo de los contratos de Odebrecht ya se arregló, de que no se le tenga que vender gas de Pemex subsidiado, que ellos consigan el gas para su planta a precio de mercado, que no haya subsidio. Ya se arregló de que no haya multas (a Pemex).

En el caso de los reclusorios, dijo, se acordó un descuento del 15% “que nos va a significar ahorrarnos en cuatro años 10 mil millones de pesos, eso fue lo que se logró en la negociación con los empresarios de los reclusorios”.

Y lo mismo, dijo, “vamos a hacer con las empresas que tienen el mantenimiento de las carreteras, que también se sirvieron con la cuchara grande. Tenemos que pagar 10 o 12 mil millones de pesos por el mantenimiento de 10 carreteras”

Aclaró que su gobierno no está en contra de los empresarios, sino en contra del abuso al sector público.

Este contenido es publicado por julioastillero.com con autorización expresa de Metapolítica. Prohibida su reproducción.

Comenta

Deja un comentario