ISSSTE reporta incremento del 150% en solicitudes de incapacidad por COVID-19 (nota de Nurit Martínez en OEM-Informex)

Foto: Iván Arias | OEM-Informex.

De acuerdo con el ISSSTE, las solicitudes de licencias médicas o incapacidades por COVID-19 crecieron 150%

Nurit Martínez | OEM-Informex

En lo que va del mes de enero 11 mil 643 burócratas tramitaron sus licencias médicas por COVID-19, lo que representa una sobredemanda de atención en los servicios por Ómicron, dio a conocer el ISSSTE y anunció que a partir de la próxima semana tendrá alternativas digitales para tramitar licencias e incapacidades.

Luego de que la demanda de atención de trabajadores del Estado en las instalaciones del ISSSTE para licencias médicas o incapacidades creció 150 por ciento, por el incremento de casos de Ómicron en México, el Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE) garantizó la existencia de pruebas y reforzará las áreas de triaje en donde la demanda se incrementó a cien por ciento y como consecuencia de que sus médicos y trabajadores han resultado contagiados de COVID-19.

La institución reportó que en noviembre de 2021 se registraron cinco mil 192 atenciones en triaje respiratorio y en diciembre 14 mil 880, de estas últimas, 12 mil 975 pertenecen a la Ciudad de México y mil 905 al Estado de México.

Esto significa una diferencia de nueve mil 680 atenciones, lo que representa más de 150 por ciento de incremento.

El director Pedro Zenteno Santaella instruyó a todas las áreas del organismo realizar el reforzamiento de las áreas triaje respiratorio, y asegurar la distribución de talonarios suficientes de formatos de licencias médicas y/o incapacidades, así como de pruebas y antígenos para la detección de COVID-19 en el Instituto.

Explicó que, derivado del incremento de contagios por el virus SARS-CoV-2, “algunas unidades médicas de primer nivel se han visto saturadas por pacientes que buscan obtener licencias médicas y/o incapacidades, como el caso de la Clínica de Medicina Familiar Ermita, donde se registró un incremento de más de 100 por ciento en la solicitud de consultas por COVID-19”.

La institución aseguró que “esta saturación se debe a que una gran parte de nuestro equipo de médicos se ha contagiado, y al aumento en la demanda de servicios por enfermedades respiratorias”.

Tanto el Centro Nacional de Distribución (Cenadi) como las unidades médicas del ISSSTE notificaron que cuentan con abastecimiento suficiente de los insumos para aplicar las pruebas y se aplicarán conforme a los lineamientos sectoriales para diagnóstico de la infección por SARS-CoV-2.

Reportó que en lo que va del mes de enero se han registrado 11 mil 643 licencias médicas sólo por COVID-19 con base en el Registro Automatizado de Licencias Médicas (RAM) y se prevé un incremento debido a los contagios por la variante Ómicron.

Al hacer un balance la institución enfatizó que a pesar de que la variante es muy contagiosa, más no letal, por lo que “el ISSSTE registra sobredemanda en áreas de consulta de sus unidades médicas de primer nivel, no en hospitales, motivo por el cual dispone de espacios suficientes para quienes requieran atención hospitalaria por COVID-19”.

El director general del ISSTE llamó a los derechohabientes a extremar medidas sanitarias por enfermedades en vías respiratorias, por COVID-19 e influenza.

Recomendó que de haber existido contacto con persona positiva a COVID-19, mantenerse atentos a los signos de alarma principalmente, los niveles de saturación de oxígeno (SpO2) en la sangre menor a 90 puntos y fiebre. En caso de presentar síntomas de la enfermedad la persona debe aislarse por al menos siete días y estar pendiente de la evolución de la enfermedad para solicitar atención médica de ser necesario.

En caso de requerir incapacidad, un familiar o persona cercana podrán presentar en su Unidad de Medicina Familiar correspondiente, en original y copia, la prueba, junto con un resumen clínico expedido por el médico o institución tratante, que contenga nombre completo del derechohabiente, firma autógrafa y cédula profesional del médico; con esto se evita que personas contagiadas acudan a las clínicas.

Pedro Zenteno anunció que, para agilizar la atención a derechohabientes en esta etapa de la pandemia, la Dirección Normativa de Salud y la Subdirección de Tecnologías de la Información trabajan de manera coordinada en dos proyectos que permitirán romper las cadenas de contagio y disminuir la aglomeración de pacientes en unidades médicas, los cuales se pondrán en marcha la próxima semana y el Instituto informará oportunamente de su aplicación y avances.

El primer proyecto es la línea AsIsssteCOVID Call Center (Centro de Atención Telefónica) el cual brindará atención a derechohabientes con sospecha y confirmados para brindar servicio de cita en clínicas y centro de contacto telefónico, específicamente para problemas respiratorios.

El segundo, Trámite Digital Dispensa COVID-19, el cual emitirá un permiso laboral para que se ausenten de manera automática y por siete días los contagiados, como establece el Lineamiento estandarizado para la vigilancia epidemiológica y por laboratorio de la enfermedad respiratoria viral, emitido por la Secretaría de Salud y disponible en https://coronavirus.gob.mx/wp-content/uploads/2022/01/2022.01.12-Lineamiento_VE_ERV_DGE.pdf

“Con estos proyectos solucionamos la demanda, así como la emisión de citas médicas y licencias, además, se combaten acciones ilegales como la venta de fichas en las unidades de atención. Nuestra prioridad es la salud de cada uno de los 13.5 millones de derechohabientes, por lo que estamos trabajando para resolver e implementar mejoras en el servicio médico con la calidad y eficiencia que merecen las y los trabajadores del Estado”, dijo el director.

ESTE CONTENIDO ES PUBLICADO POR julioastillero.com CON AUTORIZACIÓN EXPRESA DE OEM-Informex. Prohibida su reproducción.

Comenta

Deja un comentario