El abogado: “‘El Chapo’ es fan de Trump. Apreciaba que fuera duro con el terrorismo musulmán…” (nota de SinEmbargo)

“Lo crea o no, ‘El Chapo’ es un fanático de Trump. De hecho, apreciaba el hecho de que Trump fuera duro con el terrorismo musulmán y pensaba que Obama era un cobarde irresponsable”, comentó.

Por Redacción / Sin Embargo

Ciudad de México, 14 de septiembre (SinEmbargo).- Joaquín Guzmán Loera, mejor conocido como “El Chapo”, es fanático del Presidente de Estados Unidos, Donald Trump, según reveló su abogado defensor en una entrevista para el podcast estadounidense “In the morning”.

El licenciado Jeffrey Lichtman comentó a los conductores Len Berman y Michael Riedel que el exlíder del Cártel de Sinaloa “en verdad apreciaba” que el mandatario estadounidense tuviese políticas estrictas en contra de el terrorismo musulmán.

Agregó que Guzmán Loera percibe que el Gobierno de Barack Obama era “cobarde e irresponsable” al no tomar duras acciones en contra del crimen.

“Curiosamente, aunque Trump odiaba a ‘El Chapo’, ‘El Chapo’ lo respetaba desde lejos”, expuso Lichtman para el programa.

“Lo crea o no, ‘El Chapo’ es un fanático de Trump. De hecho, apreciaba el hecho de que Trump fuera duro con el terrorismo musulmán y pensaba que Obama era un cobarde irresponsable”, comentó.

Joaquín Guzmán Loera fue extraditado a Estados Unidos desde el pasado 19 de enero de 2017, para enfrentar los cargos por diversos delitos. Ocurrió un día antes de que Donald Trump tomara posesión como Presidente de Estados Unidos.

A pesar de el dato, Alberto Elías Beltrán, entonces Subprocurador de la Procuraduría General de la República (PGR), dijo que la entrega del capo no estaba relacionada con la toma de posesión de Trump, sino más bien que, de tardar más se incumplirían “normas internacionales”.

EL JUICIO

El 12 de febrero de 2019, Joaquín “El Chapo” Guzmán, considerado el rey de las drogas por Estados Unidos, fue declarado culpable de narcotráfico, tras dirigir al poderoso Cártel de Sinaloa durante 25 años.

En tres meses, con al menos 40 sesiones judiciales, más de una docena de sus antiguos socios, empleados y colaboradores delataron su extensa red de operaciones, su carácter despiadado y cómo diversas autoridades fueron pieza clave y jugaron un papel relevante en su carrera, ascenso y expansión del Cártel de Sinaloa.

Durante el juicio en Estados Unidos, el nombre de Genaro García Luna salió a relucir como uno de los funcionarios sobornados por el Cártel de Sinaloa entre 2001 y 2012.

Jesús Zambada, hermano de Ismael “El Mayo” Zambada, dijo durante su testimonio en Nueva York, que el Cártel de Sinaloa reunió un fondo de 50 millones de dólares para sobornar al entonces Secretario de Seguridad Pública.

Las historias contadas por los 14 de los antiguos colaboradores de Joaquín Guzmán, sumadas a las de otros 42 testigos de la Fiscalía, fueron las que llevaron al jurado a declarar la culpabilidad del capo, luego de seis días de deliberaciones.

Tras la sentencia, “El Chapo’” fue trasladado a la prisión de máxima seguridad de ADX Florence, ubicada cerca de Florence, Colorado, en donde pasará el resto de sus días tras haber sido condenado por narcotráfico.

En el mencionado penal, considerado uno de los más seguros del mundo, el narcotraficante mexicano tiene vigilancia permanente y está aislado al menos 22 horas al día.

La presencia y/o influencia del Cártel de Sinaloa llegó a abarcar el 60 por ciento del territorio mexicano, mientras que en EUA opera en el 74 por ciento de las 50 entidades federativas.

Este contenido es publicado por julioastillero.com con autorización expresa de SinEmbargo. Prohibida su reproducción. Puedes ver el contenido original haciendo click aquí: https://www.sinembargo.mx/14-09-2020/3859782

Deja un comentario