[VIDEO] Eduardo González: inocente pensar que manifestaciones trumpistas del 6 de enero fueron las últimas; vendrá más violencia (nota de Francisco Félix)

Foto: Xinhua.

Francisco Félix | julioastillero.com

http://www.solysal.com.mx/

En entrevista para Astillero Informa, Eduardo González, especialista en Relaciones Internacionales, advirtió que, pese a que el gobierno de Donald Trump “se desbarranca” y vive una “pesadilla” en sus últimos días, sería inocente pensar que las protestas del 6 de enero fueron las últimas; inclusive, advirtió que podrían esperarse actos de mayor violencia el próximo 20 de enero, cuando tome protesta Joe Biden.

El profesor planteó que la censura a Trump y a varios de sus seguidores en redes sociales, no los detendrá, pues seguramente encontrarán mecanismos para estar en contacto y organizar manifestaciones violentas, quizá no en Washington, pues el Capitolio ya se encuentra resguardado por fuerzas de seguridad, pero sí en los estados, sobre todo en aquellos donde el trumpismo triunfó en las elecciones.

Eduardo González fundamentó lo anterior en el hecho de que, de acuerdo con él, el tejido social norteamericano se fue deshilachando poco a poco y la polarización social se ha profundizado, incluyendo enfrentamientos callejeros y muestras de fanatismo de algunos seguidores de Trump. Lo anterior, señaló González, demuestra que el trumpismo tiene nuevas estrategias para mantenerse en el escenario político, más allá de su derrota el pasado 3 de noviembre o del proceso de juicio a Trump.

Sobre este tema del juicio político a Trump, el investigador del Tec de Monterrey señaló que la votación en la Cámara de Representantes fue histórica pues, de los 232 a favor, 10 fueron de republicanos. También destacó que Trump es el primer presidente en la historia de Estados Unidos sometido dos veces a juicio político. Recordó que el proceso se encuentra ahora en el Senado, donde los demócratas necesitan al menos 17 votos republicanos para sacar adelante el juicio. En caso de tener éxito, Trump no podría volver a ser candidato a ningún cargo de elección popular, además de que perdería la atención y el seguro médico, las medidas de seguridad y el presupuesto para viajes.

Finalmente, González destacó cómo el movimiento político de los demócratas está encaminado a debilitar a los republicanos para que se presenten con menor fuerza en las elecciones de medio término, de modo que los demócratas puedan ampliar su dominio en ambas cámaras y con ello estar en condiciones de echar abajo una serie de políticas puestas en marcha por Trump; además, por supuesto, de fortalecerse rumbo a 2024.

Deja un comentario