OPS brinda apoyo a México para “controlar ola de transmisión” de COVID-19 (nota de Nurit Martínez en OEM-Informex)

Imagen ilustrativa. Foto: Xinhua.

La organización indicó que se debe priorizar la detección temprana de casos sospechosos, las pruebas de laboratorio y mantener medidas de confinamiento.

Nurit Martínez | OEM-Informex.

La Organización Panamericana de la Salud (OPS) brindó apoyo al gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador luego de que en las últimas semanas se registró una tendencia creciente en el número de casos de Covid-19, por lo que revisa los datos y cifras para que se adopten nuevas medidas de distanciamiento social y se pueda “controlar esta ola de transmisión”.

Sugirió que para que México y la región puedan enfrentar lo que viene se debe dar prioridad a la detección temprana con pruebas de laboratorio, iniciar con el rastreo de casos y mantener medidas de confinamiento social o nuevas herramientas para evitar la transmisión acelerada de casos.

Afirmó que el caso de nuestro país “es semejante a la situación de Perú, de Brasil y de Chile en donde pasan por un periodo de crecimiento con el número de casos. En México tenemos una situación distinta si se ve el caso por estados. Es importante no tomar el promedio del número de país como si fuera el caso de sus provincias”.

En conferencia de prensa los miembros directivos de la OPS plantearon que se requiere una estrategia para que en el caso de América Latina se pueda controlar “la transmisión que sigue con mucha fuerza”. Anunciaron que la Organización Mundial de la Salud (OMS) prepara un documento rector para determinar las formas o herramientas para la apertura no esencial del tráfico internacional y flujo de viajeros. En esa parte será importante la capacidad de los servicios de salud para brindar atención a los casos importados.

En su intervención Carissa F. Etienne, directora de la OPS, señaló que la epidemia se va a quedar un largo periodo en la región y para respaldar la toma de decisiones se requiere la existencia de datos oportunos y confiables sobre la propagación del virus en las ciudades, las provincias y los países. La información será esencial para identificar brotes nuevos temprano y adaptar respuestas ante situaciones cambiantes”.

Indicó que “se debe priorizar la detección temprana de casos sospechosos, las pruebas de laboratorio, el rastreo de contactos y la cuarentena como el cimiento de una estrategia sostenible y focalizada pasa controlar la Covid-19. Esto tendrá una importancia sin precedentes”.

Para asegurar que eso ocurra “deberemos invertir en recursos humanos, en insumos y en mejoramiento de la vigilancia, en la creación y aprobación de herramientas nuevas. Se deben fortalecer los sistemas sanitarios que son la línea de defensa más fuerte contra la Covid-19 hoy y para el futuro”.

La recomendación, agregó, desde un punto de referencia para el gasto de salud pública es de al menos 6 por ciento del PIB que es más pertinente y de ello se debe destinar una inversión de 30 por ciento para el primer nivel de atención.

El subdirector de la OPS, Jarbas Barbosa, dijo que en el caso de “México en las últimas semanas hay una tendencia muy evidente de crecimiento en el número de casos (de Covid-19). Las autoridades de México están contando con el apoyo de la OPS para revisar los datos, las cifras y mirar qué nuevas medidas se pueden adoptar o qué se puede hacer con las medidas de distanciamiento social más efectivas para tener los servicios de salud disponibles mucho más rápido posible para controlar esta ola de transmisión”.

“Si se asigna recursos a los dispensarios de salud primarios, hospitales, laboratorios y aumentamos el personal sanitario y se invierte en salud esencial, se amplía inventario de insumos estaremos delante de la epidemia y podemos seguir salvando vidas. Esto establecerá la base de un despliegue equitativo y oportuno en el tema de las vacunas”, afirmó la directora de la organización de Naciones Unidas.

Dijo que la región se ha enfrentado a otros desafíos en el pasado y como ejemplo citó la eliminación de viruela, poliomelitis, el sarampión y la rubiola, el síndrome de rubiola congénita. Estos hitos sólo fueron realidad en función de las respuestas coordinadas y desafíos regionales compartidos. “Exactamente es lo que necesitamos para enfrentar a la epidemia. La Covid-19 será sólo vencida a través de una cooperación regional coordinada”.

Ambos coincidieron en el compromiso de la organización para mantener su orientación y apoyo para derrotar al enemigo común.

Carissa F. Etienne explicó que en países que tardaron en adaptar medidas de distanciamiento social experimentaron un crecimiento muy fuerte de casos como lo ocurrido al norte de Italia, en Nueva York en los Estados Unidos o en Guayaquil, Ecuador, las medidas de distanciamiento deben instrumentarse al inicio de la transmisión para impedir el crecimiento exponencial de los casos graves que va a sobrepasar la capacidad de los hospitales y de las áreas de terapia intensiva.

Explicó que hoy tenemos un mosaico de condiciones en los países y al interior de las naciones en algunas en donde la situación está bajo control, pero en otros en donde la transmisión tiene mucha fuerza. “Lo que es necesario ahora donde la transmisión sigue fuerte y creciendo es revisar cuáles son las causas donde las medidas de distanciamiento social no son efectivas y revisar cuáles son las causas de medidas de distanciamiento social, medidas más efectivas para aumentar la protección social, para proteger a las familias pobres. De manera que se puedan adoptar las medidas de distanciamiento social y salvar vidas que es el principal objetivo que tienen”.

Este contenido es publicado por julioastillero.com con autorización expresa de OEM-Informex. Prohibida su reproducción.

Deja un comentario