Mitos y rumores que la OMS ha desmentido sobre la pandemia de COVID-19 (nota de Carla Ordóñez en Quinto Poder)

Imagen: Quinto Poder.

Por: Carla Ordóñez de Quinto Poder.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) ha aclarado diversos rumores y mitos sobre la pandemia de COVID-19, aquí te contamos cuáles son:

  • La OMS aseguró que las vitaminas C, D y minerales no curan el COVID-19.
  • Aumentar el consumo de chiles no previene ni cura la COVID-19.
  • El ajo es un alimento saludable que contiene propiedades antimicrobianas, sin embargo, no existen pruebas que avalen su uso para prevenir la enfermedad.
  • La enfermedad por coronavirus (COVID-19) es causada por un virus, no una bacteria, por ende, los antibióticos no son efectivos contra la enfermedad.
  • El uso prolongado de mascarillas médicas o quirúrgicas, no produce intoxicación por dióxido de carbono ni falta de oxígeno si se usa de manera correcta.
  • La mayoría de las personas que contraigan COVID-19 pueden recuperarse con medidas de apoyo.
  • Hasta el día de hoy, no existe ningún medicamento autorizado que cure o prevenga la COVID-19.
  • Rociarse de lejía o cualquier otro desinfectante sobre el cuerpo, no elimina la enfermedad.
  • Del mismo modo, tomar cualquier desinfectante como método de prevención, no protege ni cura la COVID-19 y puede ocasionar daños irreversibles.
  • Las redes de telefonía 5G no propagan el coronavirus, ya que la enfermedad se transmite por medio de las gotículas que emite una persona infectada al toser, estornudar o hablar.
  • Exponerse a temperaturas superiores a los 25 grados centígrados no previene la enfermedad provocada por coronavirus.
  • Después de recuperarse de COVID-19, éste no se queda almacenado en su cuerpo de por vida.
  • Contener la respiración por 10 segundos o más, sin toser o estornudar, no significa no estar contagiado.
  • El consumo de alcohol para prevenir  COVID-19 tampoco es un método eficiente. Por el contrario, la OMS señaló que podría ser dañino para la salud.
  • Otro de los mitos falsos es que el frío no puede matar al nuevo coronavirus.
  • Bañarse con agua caliente no proporciona ninguna protección ante el COVID-19.
  • Al ser el coronavirus un virus respiratorio, éste no se puede propagar a través de picaduras de mosquitos.
  • Las lámparas de luz ultravioleta no limpian ni desinfectan las manos. La OMS señaló que estos podrían dañar e irritar la piel y ojos.
  • Las vacunas contra la neumonía no previenen ni curan la enfermedad causada por coronavirus. Sin embargo, es bueno vacunarse contra enfermedades respiratorias para mantener una buena salud.
  • Los antibióticos son eficaces contra las bacterias, pero no para los virus, por lo cual, no previenen ni pueden tratar el nuevo coronavirus.

Recuerda que el COVID-19 puede infectar a personas de todas las edades, y las maneras de prevenirlo es manteniendo sana distancia, usando cubrebocas y lavando correctamente las manos.

Comenta

Deja un comentario