Asesinato del juez Uriel Villegas fue un crimen de Estado: Arturo Zaldívar (nota de Juan Pablo Reyes en OEM-Informex)

Imagen ilustrativa. Foto: @ArturoZaldivarL

El también presidente del CJF reconoció el actuar del presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador y de su gabinete de seguridad.

http://www.solysal.com.mx/

Juan Pablo Reyes | OEM-Informex.

El asesinato del juez federal Uriel Villegas por un grupo armado en Colima fue un crimen de Estado, así lo calificó el presidente de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN), Arturo Zaldívar tras asegurar que todas las instituciones estarán del mismo lado durante las investigaciones.

Al impartir una conferencia convocada por la Barra Mexicana, Colegio de Abogados, Zaldívar señaló además que desde el Conejo de la Judicatura Federal (CJF) en conjunto con las autoridades gubernamentales, se van a revisar los protocolos de seguridad de los juzgadores federales.

“Que no haya duda que este es un crimen de Estado, y que cuando hay un crimen de Estado todas las instituciones del Estado mexicano estaremos del mismo lado. Aquí no caben las diferencias, no caben las políticas, no cabe ninguna otra distracción y estaremos muy atentos de cómo se desenvuelven las investigaciones”, puntualizó

El también presidente del CJF reconoció el actuar del presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador y de su gabinete de seguridad así como del fiscal General de la República, Alejandro Gertz Manero tras darse a conocer el homicidio.

“Del mismo modo expreso mi reconocimiento al fiscal general de la República, Alejandro Gertz, que desde un principio se tomó muy enserio este tema, él acudió con su equipo para hacerse cargo de esta responsabilidad, él conoce la gravedad de un caso como estos y me ha ofrecido todo el apoyo, toda la seriedad para que se sepa la verdad y se sancione a los responsables”, indicó.

Juez renunció a seguridad

A pesar de que revisó y resolvió casos relacionados con el narcotráfico, lavado de dinero y delincuencia organizada durante los casi tres años que estuvo en Jalisco, el juez Uriel Villegas, asesinado en su casa el martes junto con su esposa, renunció desde 2019 a las medidas de seguridad y protección que se le habían brindado.

Fue en febrero del año pasado cuando Villegas Ortiz, al considerar que su vida y la de su familia no corría peligro, rechazó ante la Comisión de Vigilancia del Consejo de la Judicatura Federal (CJF) la protección que se le había otorgado por analizar y dicta sentencias en casos delicados desde 2018.

“Estimo que en la actualidad, dada mi readscripción desde hace casi tres meses al Juzgado Noveno de Distrito de Amparo en Materia Penal en el estado de Jalisco, no existe dato alguno que ponga de manifiesto que me encuentro en un entorno de riesgo”.

Este contenido es publicado por julioastillero.com con autorización expresa de OEM-Informex. Prohibida su reproducción.

Deja un comentario