MEXICO, 23 mar (Xinhua) — Al menos unos 1,200 migrantes centroamericanos salieron hoy sábado en caravana de la ciudad mexicana de Tapachula, estado de Chiapas (sureste), hacia la frontera con Estados Unidos, informaron las autoridades locales.

   La caminata en la que iban mujeres embarazadas o con bebés en brazos, niños y hombres partió alrededor de las 04:00 de la madrugada del centro de la ciudad cercana a la frontera mexicana con Guatemala, luego de que los cientos de migrantes se congregaron en las horas previas.

   La Secretaría de Protección Civil de Chiapas dijo a Xinhua que personal de sus filas acompañaba a la caravana para atender cualquier posible emergencia, en tanto que policías federales resguardaban su paso por el camino.

   Según la prensa local, la movilización estaba conformada por migrantes que entraron a México semanas atrás en caravanas que partieron desde Centroamérica y otros que en distintas fechas cruzaron de manera individual el río Suchiate que separa Chiapas de Guatemala.

   Entre los integrantes de esta caravana viajaban personas originarias principalmente de Honduras, Guatemala y El Salvador, según los reportes de la prensa.

   Imágenes publicadas por los medios de comunicación mostraron una larga columna de migrantes que caminaban por un costado de la carretera que conecta Tapachula con la ciudad de Huixtla, ubicada a unos 41 kilómetros de distancia.

   La alcaldía de Huixtla ofreció a los centroamericanos transporte para que apresuraran su recorrido ante la temperatura de 32 grados Celsius que prevalecía en el camino, pero los migrantes rechazaron la propuesta, dijo a Xinhua el director de Protección Civil de esa localidad, Cipriano Hernández.

  El funcionario calculó entre 1,200 y 1,500 personas en la caravana, en cuya vanguardia hombres cargaban una manta con las banderas de los países centroamericanos dibujadas.

   “Nos preocupan las mujeres embarazadas y los niños, pero respetamos su decisión”, señaló Hernández vía telefónica y agregó que la alcaldía brindará ayuda si los migrantes deciden hacer una escala en Huixtla para pasar la noche.

   Miles de migrantes centroamericanos han entrado a México en caravanas o grupos desde octubre pasado para recorrer el país en busca de pedir asilo en Estados Unidos, país que endureció su vigilancia en la frontera común y sus medidas de recepción de solicitudes de refugio.

   El gobierno mexicano ha dicho que desde diciembre pasado trabaja con Washington para impulsar un plan de desarrollo integral en los países centroamericanos, con el objetivo de reducir la pobreza y la violencia que detona la migración.

Deja un comentario