“No nos podemos dar el lujo de cerrar”: jugueteros de Puebla piden permiso para abrir en temporada de Reyes (nota de Claudia Hernández en OEM-Informex)

FOTO: Julio César Martínez | OEM-Informex.

Los comerciantes proponen colocar un arco sanitizante, proporcionar gel antibacterial y cubrebocas gratuitos a los asistentes

Claudia Hernández | OEM-Informex

La búsqueda de regalos para los niños que año con año realizan los Reyes Magos, figuró como un “respiro” para las decenas de locatarios dedicados a la comercialización de juguetes, sin embargo, y ante la presencia del nuevo decreto que impide la apertura de negocios no esenciales, se ha convertido en una lucha constante por conseguir la única oportunidad para recuperarse ante las pérdidas económicas que dejó el 2020.

Así lo manifestaron en entrevista para El Sol de Puebla, los locatarios que conforman las 30 jugueterías adheridas a la Asociación de Jugueteros en Puebla, ubicadas en las Avenidas 12, 16 y 14 poniente, así como en la Calle 5 de mayo y 3 Norte del Centro Histórico, tras enfatizar la necesidad de obtener el permiso de las autoridades poblanas para poder trabajar durante la época más esperada, misma que representa hasta el 80 por ciento de sus ventas anuales.

📱 Suscríbete a #AstilleroInforma en Telegram y recibe las noticias

Anuncio

Nancy García, detalló que la emergencia sanitaria por covid-19 hizo que como vendedores desearan aún más la llegada de la temporada de Reyes, ya que las bajas ventas han ocasionado un atraso en el pago de sus rentas, el de sus servicios, la acumulación de deudas y en el peor de los casos, cierres definitivos, tales como los que hasta ahora, al menos cinco locatarios no pudieron evitar.

“Esta es una temporada que hemos estado esperando ansiosamente, yo creo que más que otros años. Por la pandemia ha sido un año de crisis económica, ha sido un año muy pesado, nos ha costado bastante mantenernos de pie”, dijo.

Por tales motivos, Nancy manifestó que ahora más que nunca podían darse el lujo de cerrar y ver pasar la oportunidad de obtener un poco de lo que a lo largo del 2020 perdieron, pues de hacerlo, significaría la quiebra de gran parte de ellos.

“No nos podemos dar el lujo de cerrar porque todo nuestro trabajo se vendría abajo, totalmente abajo. Yo creo que a muchos de los vecinos prácticamente nos dejaría en la quiebra. Todos los gastos han seguido, rentas, impuestos, luz, sueldos y la verdad ya no tenemos manera de sostenernos más tiempo. Que nos den la oportunidad de sacar estos días”, pidió.

Asimismo, resaltó que no sólo los dueños eran los afectados por la medida, los cierres y las pocas ventas, sino también los trabajadores, puesto que, aunque cada uno cuenta con sólo cuatro o cinco trabajadores, de ellos también dependían sus familias.

“No sólo es el dueño de la juguetería, generamos empleos, entonces, de esos cuatro o cinco locales (que cerraron), cuatro o cinco trabajadores (fueron despedidos) ¿cuántas familias se quedaron sin sustento?”, lamentó.

Por su parte, Diana García enfatizó la responsabilidad que cada uno de ellos ha tenido para con sus clientes y colaboradores, pues desde que las autoridades les solicitaron llevar a cabo protocolos sanitarios han continuado a fin de brindar seguridad y permiso para seguir vendiendo.

Entre las medidas que cada locatario mencionó, destacaron la desinfección continua de la mercancía, la proporción de gel, y en caso de ser necesario, de cubrebocas a sus clientes, el uso de este y de caretas por parte de sus trabajadores, los aforos reducidos y la limpieza y desinfección diaria del frente e interior de sus negocios.

Asimismo, subrayaron que la ventaja de sus productos es la asequibilidad que cada uno tiene, por lo que incluso padres de familia con pocos recursos económicos podían adquirir un pequeño obsequio para sus pequeños.

Cabe destacar que, pese a que el material con el que algunos juguetes están fabricados subió de precio y eso significó un aumento por parte de sus proveedores, los vendedores destacaron que trataron de mantener sus precios para poder sobreponerse y al mismo tiempo, apoyar a los padres.

“Todos los días tratamos de mantener lo más limpio posible, no dejamos pasar sin cubrebocas y si no llevan, nosotros se los proporcionamos, les proporcionamos gel antibacterial, tenemos todas las medidas de precaución”, agregaron.

Finalmente, exhortaron a cada visitante a llegar en grupos reducidos y sin niños, mujeres embarazadas ni adultos mayores.

“Que vengan por mucho dos personas, tal vez por el traslado de la mercancía, por favor. Sin niños, no estamos dejando pasar mujeres embarazadas y adultos mayores. Exhortamos a la ciudadanía a que seamos conscientes, a que tomemos las medidas correctas”.

OFRECEN MEDIDAS

Con el objetivo de obtener permiso para abrir del 2 al 5 de enero, los jugueteros mostraron el documento dirigido a la titular de la Secretaría de Economía estatal, Olivia Salomón, en el que se comprometen a seguir con todos los protocolos establecidos y también a ofrecer otras medidas.

Entre las propuestas adelantaron que colocarían un arco sanitizante sobre la 3 norte y otro en la 5 de Mayo, el cual, proporcionará gel antibacterial y cubrebocas gratuitos a los asistentes.

En esta misma línea, solicitaron el retiro del comercio informal que se instala afuera de sus negocios, debido a que no permite la sana distancia entre los negocios y sus visitantes.

“Le pedimos no nos cierre nuestras tiendas, comprometiéndonos a seguir manteniendo un aforo controlado de clientes y contribuyendo con la conservación de sana distancia y de ser necesario para asegurar el bienestar nuestro y de los clientes”, se lee.

Comenta

Deja un comentario