México solicitará extradición de Genaro García Luna

Foto: Rice University's Baker Institute for Public Policy

Cae García Luna por nexos con El Chapo

El gobierno de EU lo acusa de conspiración y declaraciones falsas que permitieron la libre operación del cártel de Sinaloa

Roxana González y Manrique Gandaria/OEM-INFORMEX

CDMX. Acusado de conspiración y declaraciones falsas que permitieron la libre operación del cártel de Sinaloa, encabezado por Joaquín El Chapo Guzmán, para traficar toneladas de cocaína a cambio de millonarios sobornos, fue detenido, por autoridades estadounidenses en Texas, Genaro García Luna, exsecretario de Seguridad Pública durante el gobierno de Felipe Calderón.

De 2001 a 2005, en la administración que encabezó el panistas Vicente Fox, Genaro García Luna dirigió la extinta Agencia Federal de Investigación (AFI), encargada de luchar contra la corrupción y el crimen organizado.

De 2006 a 2012 fue secretario de Seguridad Pública, y uno de los hombres más poderosos y cercanos al expresidente Felipe Calderón.

Bajo la lupa de la FGR

La Fiscalía General de la República (FGR)informó que abrió una carpeta de investigación en contra de García Luna por lo que solicitará a Estados Unidos la extradición del exfuncionario a nuestro país.

El canciller Marcelo Ebrard aseguró, por su parte, que México colaborará con Washington en la investigación contra el extitular de Seguridad Pública federal.

Organización Editorial Mexicana informó en exclusiva que durante el juicio del El Chapo en Nueva York, un exmiembro del cártel, Jesús Rey Zambada, contó bajo juramento que entregó a Genaro García Luna, en un restaurante, dos maletas con entre seis y ocho millones de dólares en sobornos en 2005 y 2007. El exsecretario de Seguridad Pública negó entonces esas acusaciones, y dijo que constituían “mentira, difamación y perjurio”. De acuerdo con el Departamento de Justicia de EU, García Luna, quien tiene domicilio en Miami, Florida, está acusado de aceptar millones de dólares en sobornos del cártel de Sinaloa mientras controlaba la Policía Federal de México y era responsable de garantizar la seguridad pública en México. “El arresto de hoy demuestra nuestra determinación de llevar ante la justicia a quienes ayudan a los cárteles a infligir daños devastadores en Estados Unidos y México, independientemente de los cargos que mantuvieron mientras cometían sus crímenes”, declaró Richard P. Donoghue, fiscal estadounidense para el Distrito Este de Nueva York, donde enfrentará los cargos. Esposado ante el juez García Luna compareció ayer ante el juez David Horan de la corte federal de Dallas, Texas, quien fijó para el próximo martes 17 una audiencia donde decidirá si queda detenido o si es liberado bajo fianza. Acudió esposado de pies y manos. Vestía un pantalón de mezclilla azul y un suéter Hugo Boss con cierre. De acuerdo a documentos obtenidos por Organización Editorial Mexicana, la fiscalía espera juzgar al acusado en la Corte de Brooklyn, donde fue el juicio de Guzmán, pidió al juez que mantenga al acusado en prisión porque hay alto riesgo de que se escape. El Departamento de Justicia estadounidense informó en un comunicado que “a cambio del pago de sobornos, el cártel de Sinaloa obtuvo un pasaje seguro para sus envíos de drogas, información confidencial de las fuerzas del orden que investigaba a esta organización criminal e información sobre otros cárteles rivales, lo que facilitó la importación de cantidades de toneladas de cocaína y otras drogas en Estados Unidos”. La institución añadió que en dos ocasiones, el cártel entregó personalmente sobornos a García Luna, de 51 años, en maletines que contenían entre tres y cinco millones de dólares. Señala, asimismo, que según los registros financieros obtenidos, cuando Genaro García Luna se mudó a Estados Unidos, en 2012, había acumulado una fortuna personal de millones de dólares. “Ya instalado en Estados Unidos, siguió tratando de esconder su ayuda corrupta a traficantes de droga”, destaca el comunicado. Hasta cadena perpetua De ser acusado del cargo de conspiración para el tráfico de droga, García Luna enfrentaría una sentencia mínima de 10 años de prisión y máxima de cadena perpetua. Durante el juicio contra Joaquín El Chapo Guzmán, también salió a relucir el nombre del abogado y exfuncionario Gabriel Regino García, quien fue el encargado del despacho Regino Abogados. También estuvo en la SSP de 2002 a 2006, cuando Vicente Fox era el presidente, para después sumarse al equipo de transición entre el gobierno capitalino de Alejandro Encinas y el de Marcelo Ebrard.

ESTE CONTENIDO ES PUBLICADO POR julioastillero.com CON AUTORIZACIÓN EXPRESA DE OEM-Informex.  Prohibida su reproducción.

Deja un comentario