“Les quitan el chip al celular”, así aíslan a menores para inducirlos al crimen (nota de Manuel Cosme en OEM-Informex)

En un panteón de San José del Rincón, Estado de México, quedaron los restos de Alan y Héctor, dos menores mazahuas asesinados / Foto: El Sol de Toluca

Es muy difícil localizar a menores que han sido sustraídos por bandas, dice María Elena Solís

Manuel Cosme | OEM-Informex

Localizar a un menor que es reclutado contra su voluntad en la filas del crimen organizado “es muy difícil dar con esa persona, mucho muy difícil, porque los privan de su libertad y lo primero que hacen es quitarle el chip al teléfono celular del menor de edad”, advirtió María Elena Solís, presidenta y fundadora de la Asociación Mexicana de Niños Robados y Desaparecidos.

Expuso que cuando las autoridades atacan a la delincuencia organizada, la debilitan y, entonces, lo que ésta hace es privar de su libertad a jóvenes fuertes, que no tengan vicios, los seleccionan, los trasladan a otras entidades y ahí los obligan a trabajar para ellos.

En entrevista con El Sol de México, la presidenta y fundadora de la Asociación de Niños Robados y Desaparecidos dio a conocer que en lo que va del año se han recibido 90 solicitudes de ayuda por menores de edad no localizados, de los cuales 30 han sido encontrados y el resto están aún en la búsqueda de los mismos.

Explicó que las causas principales son, en primer lugar, la ausencia voluntaria del menor de edad y es que los chicos y chicas conocen a alguien en las redes sociales, se citan con esa persona, terminan por irse con ella y después se dan cuenta que no les dan el trato que se esperaba.

Agregó que esos son los casos que llegan a ubicarse por medio de la telefonía, la investigación y luego se recuperan, pero reiteró que cuando caen en manos de delincuentes es muy difícil localizarlos.

El otro motivo de la desaparición de los menores es que han sido sustraídos, hecho por el cual la Fiscalía General de Justicia de la Ciudad de México (FGJ) tiene 828 carpetas de investigación abiertas de enero a septiembre de este año.

ASEDIO A MENORES

Uno de los casos que pueden ejemplificar este asedio a los menores de edad por parte de bandas criminales quedó al descubierto la madrugada del domingo 1 de noviembre en los momentos en que un hombre con antecedentes penales identificado como Édgar “N” transportaba los cuerpos de Alan Yair y Héctor Efraín, de 12 y 14 años de edad, en cajas de plástico en un diablito de carga por la calle de República de Brasil y Belisario Domínguez en el Centro Histórico de la Ciudad de México.

Agentes de la Policía de Investigación de la FGJ y uniformados de la Secretaría de Seguridad Ciudadana de la capital del país realizaron operativos y cateos y, en un departamento del segundo nivel de la vecindad de la calle de República de Cuba se logró ubicar como el lugar donde los menores fueron ultimados y, ahí, se detuvo a un segundo implicado en el doble crimen, quien fue identificado como Baltazar “N”, de 25 años de edad.

Lo primero que hacen es quitarle el chip al teléfono celularMaría Elena Solís / Fundadora de la Asociación de Niños Robados

Tanto a Édgar como a Baltazar, la Fiscalía General de Justicia los relaciona con líderes del grupo criminal La Unión Tepito.

En otro caso, la madrugada del pasado miércoles 11 de noviembre, policías interceptaron a dos menores de edad que arrastraban una maleta de viajero en los momentos en que caminaba por la calle de Lerdo, en la colonia Guerrero en la Alcaldía Cuauhtémoc a unos 200 metros de las instalaciones de la Fiscalía Especializada de Investigación en Delincuencia Organizada (SEIDO) de la Fiscalía General de la República.

Los dos jóvenes se pusieron nerviosos al notar la presencia de los uniformados. Al revisar la maleta, los policías descubrieron que dentro de ésta llevaban el cuerpo humano de un menor, por lo que fueron detenidos. Los menores declararon que les pagaron dos mil pesos por llevarse el cuerpo a un tiradero de basura.

Durante las pesquisas, agentes de la Policía de Investigación y peritos de la Fiscalía identificaron el cuerpo como el de Alessandro “N”, quien fue privado de su libertad y por quien exigían 800 mil pesos como rescate; ello, pese a que ya había sido ultimado.

MENORES EN CONFLICTO CON LA LEY

De enero a la fecha, la Secretaría de Seguridad Ciudadana (SSC) ha detenido al menos a 147 menores de edad involucrados en diversos delitos, la mayoría fueron capturados por robo en sus diferentes modalidades y otros por narcomenudeo.

En el recuento de personas menores de edad aprehendidos, que notifica la policía capitalina a la prensa, se indica que julio fue el mes con más casos (29).

Le sigue marzo con 25, y a la mayoría de ellos se les detuvo porque participaron en los saqueos a comercios.

Del total de casos registrados, 92 fueron apresados por su participación en asaltos a peatón, pasajeros, casa habitación, negocio y automovilista; 34 cayeron por narcomenudeo o se encontraban en domicilios que fueron cateados donde se encontraron drogas.

ESTE CONTENIDO ES PUBLICADO POR julioastillero.com CON AUTORIZACIÓN EXPRESA DE OEM-Informex. Prohibida su reproducción.

Deja un comentario