El exdirector de Pemex tiene hasta noviembre 3 para presentar pruebas, dice la FGR (Nota de SinEmbargo)

El posicionamiento de la dependencia, encabezada por Alejandro Gertz Manero, llega después de que este fin de semana se desatara la polémica por la primera aparición pública de Emilio Lozoya desde que llegó a México extraditado de España, donde fue detenido el 12 de febrero de 2020.

Ciudad de México, 11 de octubre (SinEmbargo).– Emilio Lozoya Austin, exdirector general de Petróleos Mexicanos (Pemex) ligado a la trama de corrupción de Odebrecht en México, continúa en calidad de procesado y tiene hasta el próximo 3 de noviembre para aportar pruebas en su defensa, informó este lunes la Fiscalía General de la República (FGR).

“Emilio ‘L’ sigue siendo procesado y los tiempos que se le han dado para aportar las pruebas terminan en fecha 3 de noviembre, según el acuerdo del Juez de Control del Reclusorio Norte, que lleva el caso”, dijo en un breve comunicado.

La dependencia recordó que desde 2017, “el escándalo de corrupción internacional más grave que ha habido en América Latina, denominado Odebrecht, se había ‘congelado’ en la Procuraduría General de la República, sin que hubiera ningún avance”.

Sin embargo, destacó que fue hasta 2019 que la nueva Fiscalía General de la República investigó el caso, que fue ratificado por Pemex, al igual que el asunto de Agronitrogenados, en los que Emilio “L” era uno de los principales responsables.

📱 Suscríbete a #AstilleroInforma en Telegram y recibe las noticias

Anuncio
Emilio Lozoya Austin fue director general de Petróleos Mexicanos (Pemex) durante el sexenio de Enrique Peña Nieto. Foto: Rodolfo Angulo, Cuartoscuro

“Una vez que se obtuvo la judicialización de esa persona, una filtración alertó al acusado, dándole la oportunidad de que huyera del país. Durante más de un año, la Fiscalía General de la República investigó dicha fuga, junto con las áreas de Interpol; hasta que fue localizado en España, donde dicho individuo perdió todas las instancias de extradición frente a las acciones de la FGR”, detalló el órgano público autónomo.

Por ello, agregó, en esas circunstancias, “el acusado solicitó el criterio de oportunidad que la ley señala (Artículo 256 del Código Nacional de Procedimientos Penales), para denunciar a sus cómplices y encubridores en ambos casos; y para buscar y aportar todas las pruebas necesarias para su judicialización”.

Posteriormente, Lozoya Austin presentó la denuncia correspondiente por el asunto de Odebrecht el pasado 11 de agosto de 2020, con lo que aportó “diversas pruebas que se han ido desahogando; lo que permitió judicializar a un primer grupo de legisladores que recibieron sobornos millonarios para votar en favor de las pretensiones de Odebrecht”.

“Los procesos en contra del acusado y de quienes recibieron los sobornos continuarán con la transparencia que se ha llevado en este caso y que fue dada a conocer públicamente a todos los medios por esta Fiscalía, el 6 de enero de 2021”, concluyó.

Emilio Lozoya Austin fue vinculado a proceso en julio de este año por los delitos de operaciones con recursos de procedencia ilícita, asociación delictuosa y cohecho, en calidad de autor material y cometido con dolo. Foto: Adolfo Vladimir, Cuartoscuro

El posicionamiento de la FGR se emite dos días después de que la columnista Lourdes Mendoza hiciera públicas las primeras fotografías de Emilio Lozoya luego de su arribo a México el 17 de julio, proveniente de España, país que lo entregó para cumplimentar su proceso de extradición.

En las imágenes, se vio al exfuncionario en libertad mientras disfrutaba de una cena en el lujoso restaurante chino Hunan de Paseo de la Reforma, ubicado en la colonia Lomas de Reforma de la Ciudad de México. De acuerdo con las fotografías publicadas por la periodista, Lozoya Austin se encontraba la noche del pasado 9 de octubre en el restaurante del dueño de Grupo Hunan, Pepe Cuaik, en compañía de otras cuatro personas.

Esto provocó un sentimiento de indignación en México. Y es que el excolaborador del sexenio de Enrique Peña Nieto está acusado por la FGR de operaciones con recursos de procedencia ilícita, cohecho y asociación delictuosa; sin embargo, se encuentra en libertad condicional debido a que es testigo colaborador de la dependencia.

Ante dicha situación, únicamente porta un brazalete electrónico y está obligado a firmar cada 15 días el libro de procesados en la Unidad de Seguimiento y Supervisión de Medidas Cautelares (Umeca), esto con la finalidad de evitar que se dé a la fuga.

Emilio Lozoya Austin, exdirector de Pemex. Foto: Archivo, Cuartoscuro

Pese a ello, personajes de la política, periodistas, ciudadanas y ciudadanos recurrieron a sus redes sociales para manifestar su enojo y descontento, así como para criticar y cuestionar el que Lozoya Austin no esté preso, ya que es una de las piezas claves en la trama de sobornos de la constructora brasileña Odebrecht en México, la cual ha cimbrado al país por el número y los nombres de quienes estarían implicados en ella.

Mientras que hoy por la mañana, el Presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, tachó de “inmoral”, “imprudencia” y “provocación” el que Emilio Lozoya fuera a comer a un restaurante de lujo, y pidió a la Fiscalía aclarar lo sucedido.

“Es legal pero es inmoral que se den estas cosas. Es una imprudencia, una provocación”, expresó el mandatario en su rueda de prensa matutina en Palacio Nacional.

López Obrador recordó que Lozoya “está recibiendo un trato especial porque decidió dar a conocer toda la corrupción” del Gobierno anterior, pues interpuso una denuncia en la que implicó en la trama Odebrecht a varios políticos, incluido el expresidente Enrique Peña Nieto (2012-2018).

“Por eso produce indignación el que esté comiendo en un restaurante de lujo. Aunque legalmente lo pueda hacer, se trata de un testigo de actos de corrupción que dañaron a México”, dijo el Presidente.

La trama de corrupción de Odebrecht, que ha afectado a varios países latinoamericanos, estalló en México el año pasado tras el arresto en España y la extradición a territorio mexicano de Lozoya.

El que fuera director de Pemex entre 2012 y 2016, acusado de recibir 10.5 millones de dólares en sobornos de la constructora brasileña a cambio de contratos, cerró un acuerdo con la Fiscalía General mediante el cual delató a buena parte de la élite política mexicana a cambio de afrontar su proceso en libertad.

Denunció que el expresidente Enrique Peña Nieto y su Secretario de Hacienda Luis Videgaray usaron sobornos de la constructora brasileña para comprar el voto de legisladores opositores a favor de la Reforma Energética que abrió el sector a la inversión privada.

Por esta denuncia, un Juez impuso en abril pasado prisión preventiva contra el exsenador Jorge Luis Lavalle, única persona que hasta la fecha se encuentra en la cárcel por este asunto.

Este contenido es publicado por julioastillero.com con autorización expresa de SinEmbargo. Prohibida su reproducción. Puedes ver el contenido original haciendo click aquí: Se acaba plazo a Lozoya – El exdirector de Pemex tiene hasta noviembre 3 para presentar pruebas, dice la FGR – SinEmbargo MX

Lenny Kravitz visita Chihuahua, presume fotos en redes sociales

El cantante, compositor y actor con más de tres millones de seguidores en su Instagram, realizó una publicación en su redes sociales posando con una águila real en esta ciudad Mariana Mendoza | El Heraldo de Chihuahua Lenny Kravitz, el cantante, compositor y actor con más de tres millones de seguidores en su Instagram realizó […]

Álvarez Puga más allá de Inés Gómez Mont: concesión directa del Gobierno y opacidad (por Guadalupe Fuentes López en Sin Embargo)

Las acusaciones contra Víctor Manuel Álvarez Puga y su esposa, la conductora Inés Gómez Mont, no son nuevas, ambos han estado involucrados en presuntos desvíos y evasión fiscal.  Por Guadalupe Fuentes López en Sin Embargo Ciudad de México, 27 de octubre (SinEmbargo).– Víctor Manuel Álvarez Puga, identificado por las autoridades como cabeza del “grupo facturero más importante del […]

Comenta

Deja un comentario