De Mario Delgado para Claudio X y De Hoyos: “Qué mala inversión…” (nota de SinEmbargo)

Mario Delgado, presidente de Morena, criticó en entrevsita la alianza PRI-PAN-PRD con los empresarios Claudio X. y De Hoyos. Foto: Andrea Murcia, Cuartoscuro.

Por Redacción/SinEmbargo

Ciudad de México, 10 de junio (SinEmbargo).– Mario Delgado Carrillo, presidente nacional de Morena, afirmó está noche que la alianza opositora que conformaron el empresario Claudio X. González Guajardo y Gustavo de Hoyos Walther, expresidente de la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex) con los partidos PRI, PAN y PRD no sólo fracasó en el intento de detener la Cuarta Transformación sino que “fue muy mala inversión: le perdieron una lana”.

Entrevistado por Álvaro Delgado y Alejandro Páez en el programa “Los Periodistas”, que se transmite por SinEmbargo al Aire, en la plataforma de YouTube, Delgado Carrillo expuso que, más allá de que los empresarios “perdieron una lana” en su intento por quitarle a Morena la mayoría en la Cámara de Diputados, “lo importante es el mensaje que da el pueblo de México, y ya la desvergüenza con la actúan el PRI, el PAN y el PRD es otra cosa. ¿Cuál era su propuesta? Detener a nuestro movimiento. Decían ellos: recuperar lo que nos quitaron, pues qué les quitamos: les quitamos los moches, les quitamos los etiquetados, la Cámara de Diputados, les quitamos la robadera, los excesos, los lujos, los privilegios”, añadió el líder morenista.

“Por supuesto que el pueblo de México votó porque no regresen los corruptos, el pueblo tiene memoria, sabe lo que el PRI y el PAN juntos le han hecho a nuestro país. El mensaje es contundente: la gente quiere que siga adelante la Cuarta Transformación. El crecimiento de Morena del domingo es verdaderamente impresionante. Yo estoy muy satisfecho por ello, y me parece que sí es un total fracaso la alianza de la mafia de a corrupción. Pero nos ayudó que se hayan sincerado en esto, que hayan ido finalmente juntos. Andrés Manuel López Obrador, durante muchos años, nos dijo que el PRI y el PAN eran lo mismo, y ahora que está el Gobierno del pueblo pues finalmente lo aceptan y van en esta alianza”, añadió quien fue Senador por la Ciudad de México de 2012 a 2018, y Diputado en la Cámara Baja de 2028 a 2020.

📱 Suscríbete a #AstilleroInforma en Telegram y recibe las noticias

Anuncio

“Quedó clara la opción que tomó el pueblo de México el domingo y creo que eso vale más que lo que yo le pueda decir a los empresarios. Mira, ¿qué le puedo decir a los empresarios? Este es un Gobierno que combate a la corrupción y no hay nada mejor para incentivar la productividad que no exista la corrupción; es un Gobierno que ha mantenido finanzas públicas sanas; tenemos tasas de interés a la baja; se han cumplido las metas de inflación; tenemos un tipo de cambio estable; se concretó el acuerdo comercial más importante con Estados Unidos –uno de los más importantes del mundo–; hay una inversión social que nunca se había tenido en la historia; tienes un un consumo interno que, a pesar de la pandemia y de que se cayó la economía, no declinó; tienes un Gobierno comprometido con la reforma del sistema de salud para que haya mejores servicios; tienes proyectos de inversión que ya no son proyectitos aislados que tienen que ver con los moches, sino proyectos de infraestructura que tienen una estrategia de desarrollo regional, como lo es el Tren Maya, como lo es el Corredor Transístmico; se está invirtiendo en una refinería para disminuir la dependencia de gasolinas de Estados Unidos; estamos entre los 10 países que reciben mayor Inversión Extranjera Directa. Pues si estas no son buenas noticias no sé cuáles esperan”, explicó Delgado Carrillo.

El líder nacional de Morena también reconoció que en la Ciudad de México su movimiento fue vapuleado.

“Aún no lo puedo explicar”, dijo. “Creo que es algo que nadie vio venir y que tenemos que ir muy a fondo para determinar qué paso, es nuestra obligación generar un diagnóstico muy claro y actuar en consecuencia. No quise dejar pasar ni un día más y desde el martes pasado que convoqué al Hemiciclo a Juárez [en la Ciudad de México] dije: vamos a ponernos a trabajar para recuperar lo que nos ganaron. Pero necesitamos saber bien qué pasó y ponernos a trabajar, abajo, con la gente”, expuso.

–O sea que aún no hay, ya no un análisis profundo, sino una aproximación sobre la derrota contundente que tuvieron en la Ciudad de México de diputaciones federales locales y alcaldías –preguntó Delgado Gómez.

–Podríamos tener varias hipótesis. Yo coincido con el Presidente de la República sobre la parte mediática y la guerra sucia, pero creo que es muy importante que tengamos en la realidad qué fue lo que pasó. Es algo que tenemos que investigar en serio –respondió el político nacido en Colima, el 17 de junio de 1972.

–En general, Mario Delgado, lo decíamos nosotros desde el domingo, a Morena le fue bastante bien: se conserva el Congreso, se ganan gubernaturas, le pone un coscorrón fuerte al PAN –yo no habría dado una conferencia al día siguiente ni en los siguientes tres años para presumir algo que no sucedió–. Y lo que sucede con el PRI es que casi lo llevan a la extinción: se queda con cuatro estados –le comentó Páez Varela.

–Pues ahí, nada más, le metimos 8-0 en el tema de las gubernaturas, y al PAN, pues 2-0, y ellos retuvieron dos que ya tenían y lo presentaron como “grandes triunfos”, pero la verdad es que les quitamos Baja California Sur y Nayarit. Entonces, creo que son muy buenos resultados además, por supuesto, de la mayoría en la Cámara de Diputados –expuso el líder nacional de Morena.

“Me parece que eso de la alianza, esto de los partidos de la mafia de la corrupción, esto de la alianza de Claudio X. González, ¿qué objetivo tenía? Quitarle la mayoría a Morena y sus aliados en la Cámara de Diputados, pero fracasaron. Ganamos 191 distritos de mayoría, imagínense nada más. Nos fue bastante bien y retenemos la mayoría: vamos a tener por ahí de 280 diputados, dependiendo cómo quede el recuento que se está haciendo en los distritos, con lo cual claramente controlamos el presupuesto y podemos tener cualquier modificación de cualquier Ley o iniciativa y, como lo hicimos también en esta Legislatura, para las reformas constitucionales tendremos que buscar aliados para construir la calificada.

“Es falso que hayamos fracasado en obtener la mayoría calificada. Es falso que hayamos fracasado para obtener la mayoría calificada, tampoco la tuvimos en 2018. Es más, nadie la puede obtener. Según la Constitución ningún partido puede tener más de 300 diputados, entonces es falso el discurso de la oposición de que perdimos la calificada. Eso es algo que no se puede ganar sino que se tiene que construir como parte del ejercicio legislativo”, afirmó.

–A ti te tocó, Mario Delgado, articular la mayoría absoluta en la Cámara de Diputados. En 2018, Morena sólo obtuvo 191 diputados, luego 40 del PT se van a Morena, que eran militantes de Morena; otros tantos del Partido Encuentro Social se van a la bancada de Morena, porque eran militantes de Morena postulados por el PES, y al final el Partido Verde les cede cinco para lograr la mitad más uno de la Cámara de Diputados. Justamente eso fue lo que motivó el cambio en los criterios de asignación de plurinominales por parte del Instituto Nacional Electoral (INE). Es decir, tú que fuiste el operador de esa mayoría en el 2018 puedes concluir que hoy, ¿qué tanto perdió Morena en términos de diputados federales respecto de 2019? –le inquirió Álvaro Delgado.

–Mira, qué bueno que retomas esa historia Álvaro, porque efectivamente así ocurrió. En una alianza total, en 2018, con el Partido del Trabajo y con el PES fueron 150 distritos: 75 de cada uno de esos partidos. Morena gana 106 distritos de mayoría más 85 diputados para llegar a los 191 que mencionas. Pero habíamos diputados de Morena donde el distrito había caído singlado por el peso del PT. Por ejemplo, mi distrito –el III de Iztacalco– fue siglado PT. Entonces, una vez que llegamos a la Legislatura, pues qué haces: cada quien se fue a su bancada, y ahí tuvimos 246 diputados y, en la sesión de instalación, cinco diputados verdes se vienen con nosotros y, ¿qué fue lo que ocurrió?, ¿para que sirvió esto? Para que la Junta de Coordinación Política estuviera durante tres años en manos de Morena. Tiene cierta ventaja tener la Junta de Coordinación Política, porque toma sus decisiones con base en el porcentaje de curules que tiene cada partido. Entonces, ¿cual va a ser la diferencia ahora que no tendremos la Junta los tres años? Pues que se tomarán decisiones con el voto ponderado. Ahora bien, la alianza, de cualquier manera, llevará esa Junta. Perdimos algunos distritos de mayoría, en comparación con 2018, principalmente los que se pierden en la Ciudad de México y en el Estado de México. Pero en términos generales los números nos siguen dando lo que nosotros queríamos –planteó Delgado Carrillo.

Paéz le preguntó: “Por qué Morena tomó la decisión de aliarse con el Partido Verde, un partido que va de chapuza en chapuza y luego tiene algunos de los personajes más oscuros? ¿Por qué aliarse con el Partido Verde, que no era una alianza en la Cámara de Diputados, para qué ir con ellos y arrastrarlos a una elección?”.

“Pues nada más saca la cuenta, Alejandro. No estaríamos hablando ahorita de una mayoría. ¿Por qué con el Partido Verde? Porque votó todas la iniciativas del Presidente de la República en la Legislatura que está terminando. Es decir, no es una cosa que se nos haya ocurrido un día antes de la elección. Ahí está con hechos que el Partido Verde quiere apoyar este proyecto y de eso se trata”, respondió el político morenista.

–Pero apoya a los que van arriba, Mario, siempre lo hace –le reviró Páez Varela.

“Pero ahora nosotros estamos arriba y estos votos sirvieron para concretar una serie de reformas constitucionales, que son el legado de la Cuarta Transformación”, dijo. Como ejemplo planteó, entre otras, la eliminación del fuero presidencial, los apoyos sociales y la eliminación de la Reforma Educativa. “Esa alianza legislativa se trasladó a una electoral con un único objetivo: garantizar la mayoría para seguir impulsando los proyectos de la Cuarta Transformación”, agregó Delgado.

–¿No te queda el sabor de tragar sapos verdes? –le cuestionó Álvaro.

–Pues mira, este sapo te diría que son 11 gubernaturas más; más la que ellos ganan con el PT en San Luis Potosí, son 12. Morena va a gobernar 18 entidades, más de la mitad del país. Además, tenemos mayoría en 19 congresos estatales. Ganamos un 30 por ciento más de municipios que en 2018, son 692, y por tanto vamos a gobernar a 61 millones de mexicanos. Además de que tenemos la mayoría en la Cámara de Diputados. Entonces, se trata de tener eficacia política, se trata también de ganar el poder para que siga adelante la Cuarta Transformación –respondió el presidente nacional de Morena.

–Oiga, ¿y a Gallardo [Ricardo Gallardo Cardona] ya lo hacen parte de ustedes, lo sienten como parte de la 4T, Mario? –preguntó Páez.

–Son partidos aliados nuestros, tanto el PT como el Verde, y él ha declarado, también como Cuauhtémoc Blanco, que no viene directamente de Morena, pero que son aliados de la 4T –respondió Delgado.

Este contenido es publicado por julioastillero.com con autorización expresa de SinEmbargo. Prohibida su reproducción. Puedes ver el contenido original haciendo click aquí: https://www.sinembargo.mx/10-06-2021/3986776
Comenta

Deja un comentario