¿Cuánto más hay que aguantar, Peña Nieto?

1
1185

Anuncios
Anuncios

1 COMENTARIO

  1. Lo primero que debió hacerse es llamar a consulta al embajador de Estados Unidos en México, enseguida suspender la cooperación de México en materias de seguridad y migración entre otras más y solicitar el retiro inmediato de nuestro país de todos los agentes del FBI, CIA, DEA y demás agencias de seguridad de Estados Unidos que operen en México, decretar un receso en las negociaciones del Tratado de Libre Comercio, llamar al Embajador de México en Estados Unidos y dejar allá a un encargado de negocios y despedir de inmediato al titular de la Secretaría de Relaciones Exteriores, Luis Videgaray Caso, por su evidente ineptitud. Pero además, ofrecerle una disculpa al pueblo de México en vista de que los verdaderos culpables de que esta situación se haya dado, son Enrique Peña Nieto y su actual canciller. Pues no debe pasarse por alto el grado de ignominia al que han llegado en aras de congraciarse con Donald Trump. No olvidemos su invitación a México y el recibimiento y trato de estadista que le dieron a su llegada a nuestro país, así como tampoco el sometimiento de la política exterior de México a los dictados del Gobierno de Estados Unidos. Entre las múltiples muestras de la anterior, están la intromisión en la política interna de Venezuela, el reconocimiento de Juan Orlando Hernández como presidente electo de Honduras y la expulsión del Embajador de Corea del Norte de México.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario
Ingresa tu nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.